deutsch | english | español | português
domingo, 04. julio 2010 23:11 Antigüedad: 10 yrs

Viaje Misionero a Cuba - 3ª Parte

Iglesia organizada por Abraham Garcia

Abraham y Anilla Garcia

Gozo por el crecimiento de la iglesia de Cristo en Las Tunas

Queridos amigos de MASA:

Este es el tercer y último informe de mi viaje de trabajo a Cuba 2010. Los dos días que pasamos en la ciudad y la región de Las Tunas nos llenaron de entusiasmo, ya que estuvieron cargados de encuentros y diálogos. Tuvimos una reunión con obreros y misioneros y un culto en Colombia, un pueblo a 50 km. de distancia. Marcos Rivero es misionero de MASA desde el 2009. Es el responsable de la formación de obreros y misioneros, con la visión de plantar nuevas iglesias. Marcos nos informó acerca del desarrollo positivo de la obra en toda la zona, de este “mover de Dios.” Anteriormente, en 100 años los bautistas habían establecido seis nuevas iglesias en la región, con un total de 500 miembros. En los últimos tres años, sobre todo en el 2009, nacieron otras 15 iglesias y el número de miembros aumentó a 1.500. Se trata por lo general de iglesias pequeñas, que se reúnen en una casa, un pequeño templo o bajo un árbol de mango. Evidencian un gran amor por la Palabra de Dios y se dedican con entusiasmo a evangelizar a las personas a su alrededor. A pesar de los pequeños comienzos tienen parámetros claros para la fundación de una iglesia: un mínimo de 30 miembros, un equipo de líderes que se compromete a enseñar a otros, un misionero o un matrimonio misionero, y un plan de trabajo que tiene como prioridad la evangelización y la formación de líderes. Nos impresionó el conocimiento de la Biblia que tienen estos jóvenes creyentes. La mayoría de ellos se convirtió hace uno o dos años, pero cuando Daniel predicaba y mencionaba diversos textos bíblicos, ellos los repetían en voz alta con él, sin mirar sus Biblias. Estoy convencido de que su conocimiento de la Palabra y su gran amor por ella y por Jesús, les otorgan fortaleza espiritual e impulsan el crecimiento de la iglesia.

Escuchamos testimonios de hermanos que entregaron sus vidas a Cristo y ahora están involucrados en la obra misionera. Menciono uno: Abraham Antonio García había sido entregado a los demonios en un centro espiritista cuando tenía 7 años. Ya adulto, estuvo al frente del más importante centro espiritista de la región durante 20 años. Hace dos años que conoció el Evangelio, se decidió por Jesús, y ahora junto a su esposa Arenilla es misionero y líder de nuevas iglesias. Inmediatamente después de su conversión, comenzaron a hablarles de Jesús y de la libertad que podían encontrar en él a las personas que habían estado involucradas con ellos en los cultos satánicos. Por su convincente testimonio y su predicación del Evangelio ya se convirtieron 32 personas del centro espiritista y participan fielmente en la iglesia. Este es uno de los muchos ejemplos que vimos y oímos en esta zona, que nos impactaron profundamente. Vemos con claridad que debemos continuar apoyando y sosteniendo a Marcos Rivero y  este proyecto de formación de líderes y plantación de iglesias en la región. Para ello solicitamos vuestra intercesión y apoyo.

El cierre de nuestra estadía fue un maravilloso culto en la iglesia de Daniel González, el domingo de Ramos. Con 450 hermanos y hermanas celebramos al Rey Jesús. Esta iglesia es muy activa, organiza muchos grupos caseros y busca ganar a esta zona de La Habana, “Santos Suárez”, para Cristo. MASA también apoya estos proyectos desde 2009.

Al emprender el viaje de regreso, nos sentimos impactados por la gran necesidad de muchas personas con las cuales nos encontramos, pero también llenos de alegría por haber visto el obrar de Dios en las misiones a través de nuestros hermanos en Cuba. Como ya mencionamos, estamos convencidos de que los proyectos que apoyamos están teniendo éxito, y que contamos allí con maravillosos misioneros, que son los obreros adecuados, en el lugar correcto y en el tiempo preciso. Las luchas y los desafíos son frecuentemente muy grandes y abrumadores , pero la victoria del Señor es evidente. Nada puede ser más satisfactorio para los responsables de una organización misionera.

Les invito a compartir esta alegría y alabar a Dios por ello!

En el amor de nuestro Señor,

Pastor Carlos Waldow


Añadir una entrada al libro de visitas

No hay entradas

No se encontró nada en el libro de visitas.